Please use this identifier to cite or link to this item: http://ri-ng.uaq.mx/handle/123456789/643
Title: Presencia de micotoxinas en alimentos para consumo animal en México. Periodo 2011-2015
metadata.dc.creator: JOSE LOZANO BARCENAS
Keywords: BIOLOGÍA Y QUÍMICA;MEDICINA Y CIENCIAS DE LA SALUD
metadata.dc.date: Dec-2016
Description: Desde el Siglo Vll A.C. se han observado los efectos que tiene la colonización de los hongos en los cultivos, ya que existen algunos que tienen la capacidad de biosintetizar metabolitos secundarios denominados ¿micotoxinas¿ (mico- hongo y la toxina), capaces de producir un cuadro clínico conocido como micotoxicosis y se han convertido en uno de los problemas actuales más importantes y de extensa difusión en la producción agropecuaria mundial. El auténtico problema reside en el efecto inmunosupresor, que impide el aprovechamiento de los nutrientes originando patologías como cáncer, alteraciones mutagénicas y teratogénicas, problemas inmunotóxicos y efectos estrogénicos. En el presente estudio se determinó la presencia de micotoxinas (aflatoxinas totales, ocratoxina A, fumonisina total, y zearalenona) en 357 muestras de alimentos destinados para consumo animal en el Centro de Análisis de Micotoxinas (CAM) de la Universidad Autónoma de Querétaro, durante el período de enero 2011 a diciembre 2015. Se analizaron un total de 1,127 determinaciones, de las cuales 324 pertenecieron a aflatoxinas totales, 275 a fumonisina total, 253 a ocratoxina A y 275 a zearalenona. Las muestras provinieron de 11 diferentes estados de la República Mexicana (Aguascalientes, Chiapas, Coahuila, Puebla, Guanajuato, Jalisco, Morelos, Querétaro, Nuevo León, Sonora y Veracruz). El número de recepciones de muestras de alimento para análisis de micotoxinas en el Centro de Análisis de Micotoxinas, ha venido a la baja de 2011 a 2015, recibiendo más alimentos terminados (80%) que materias primas (20%), principalmente para bovinos en lactancia, seguido de cerdos en crecimiento, lactancia y gestación; y por último para aves para finalización y luego para crecimiento, preponderantemente del estado de Querétaro, además de Sinaloa y Jalisco. La mayor presencia de micotoxinas en alimentos contaminados para consumo animal fue de fumonisinas totales (19.3%), seguida de aflatoxinas (9.25%) y zearalenona (8.4%), y por último de ocratoxina A (1.6%), mayormente en alimentos terminados (10.4%) que en materias primas (6.8%). Sin embargo, la presencia y concentración de las diferentes micotoxinas en los alimentos fue a la baja en 2015 con respecto a 2011. Las micotoxinas con mayor presencia en bovinos fueron la aflatoxina y la fumonisina totales, en aves la fumonisina total, y en cerdos zearalenona. La mayor presencia de aflatoxinas totales fue en Aguascalientes y Coahuila, la de ocratoxina A en Sonora, la de fumonisina total y zearalenona en Coahuila, Aguascalientes y Sonora. Los resultados determinaron la presencia de altas concentraciones que están por encima de los límites permisibles para consumo animal y representan un riesgo para la salud animal y humana.
Since VII Century B.C., have been observed, the effects has the colonization of fungi in crops, there are some fungi that has the ability of bio synthesize secondary metabolism called ¿mycotoxins¿ (mico- fungi and toxin), with the possibility of to produce a clinic picture called mycotoxicosis and have become one of the most important current problems of wide diffusion in the worldwide agricultural sector production. The authentic problem, resides in the inmmunosuppression effect that prevents the use of the nutrients, originating pathologies like cancer, mutagenic alterations and teratogenic, inmunotoxic problems and estrogenic effects. In the present study it was determined the presence of Micotoxins (total aflatoxins, ochratoxin A, Total fumonisin and zearalenone) in 357 food samples destined for animal consumption in the ¿Centro de Análisis de Micotoxinas¿ (CAM) of the Universidad Autónoma de Querétaro, during the period January 2011- December 2015. Were made a total of 1,127 micotoxin determinations, which 324 belonged to total aflatoxin, 275 to total fumonisin, 253 to ochratoxin A and 275 to zearalenona, from 357 samples received, between January 2011 until December 2015. The samples came from 11 different states of Mexican Republic (Aguascalientes, Chiapas, Coahuila, Puebla, Guanajuato, Jalisco, Morelos, Querétaro, Nuevo León, Sonora y Veracruz). The food samples reception number from micotoxin analysis in the ¿Centro de Análisis de Micotoxinas¿, has been too low, since 2011 to 2015, receiving more finished feed (80%) than raw material (20%), mainly for nursing cattle, followed by pigs in growth, nursing and gestation; and finally ending poultry, and then by growth, preponderantly in Querétaro state, in addition Sinaloa and Jalisco. The higher contaminated feed micotoxin presence destined for animal consumption was total fumonisin (19.3%), followed by total aflatoxins (9.25%) and zearalenone (8.4%), and finally ochratoxin A (1.6%), mainly in finished feed (10.4%) than raw material (6.8%). However, the presence and concentration of the different micotoxins in feed, has been too low, in 2015 in relation to 2011. The higher presence of micotoxins in cattle, were the total aflatoxins and total fumonisin, in poultry the total fumonisin and pigs zearalenone. The higher presence of micotoxins total aflatoxins was in Aguascalientes and Coahuila, ochratoxin A in Sonora, total fumonisin and zearalenone in Coahuila, Aguascalientes and Sonora. The results proved the presence of feed that has concentrations over the limit permissible for their consumption and represent a risk for animal and human health.
URI: http://ri-ng.uaq.mx/handle/123456789/643
Other Identifiers: 5-Fluorouracil
Tamoxifeno
Tamoxifen
Cáncer de mama
Breast cancer
5-Fluorouracilo
Appears in Collections:Tesis

Files in This Item:
File Description SizeFormat 
RI007269.pdfDesde el Siglo Vll A.C. se han observado los efectos que tiene la colonización de los hongos en los cultivos, ya que existen algunos que tienen la capacidad de biosintetizar metabolitos secundarios denominados ¿micotoxinas¿ (mico- hongo y la toxina), capaces de producir un cuadro clínico conocido como micotoxicosis y se han convertido en uno de los problemas actuales más importantes y de extensa difusión en la producción agropecuaria mundial. El auténtico problema reside en el efecto inmunosupresor, que impide el aprovechamiento de los nutrientes originando patologías como cáncer, alteraciones mutagénicas y teratogénicas, problemas inmunotóxicos y efectos estrogénicos. En el presente estudio se determinó la presencia de micotoxinas (aflatoxinas totales, ocratoxina A, fumonisina total, y zearalenona) en 357 muestras de alimentos destinados para consumo animal en el Centro de Análisis de Micotoxinas (CAM) de la Universidad Autónoma de Querétaro, durante el período de enero 2011 a diciembre 2015. Se analizaron un total de 1,127 determinaciones, de las cuales 324 pertenecieron a aflatoxinas totales, 275 a fumonisina total, 253 a ocratoxina A y 275 a zearalenona. Las muestras provinieron de 11 diferentes estados de la República Mexicana (Aguascalientes, Chiapas, Coahuila, Puebla, Guanajuato, Jalisco, Morelos, Querétaro, Nuevo León, Sonora y Veracruz). El número de recepciones de muestras de alimento para análisis de micotoxinas en el Centro de Análisis de Micotoxinas, ha venido a la baja de 2011 a 2015, recibiendo más alimentos terminados (80%) que materias primas (20%), principalmente para bovinos en lactancia, seguido de cerdos en crecimiento, lactancia y gestación; y por último para aves para finalización y luego para crecimiento, preponderantemente del estado de Querétaro, además de Sinaloa y Jalisco. La mayor presencia de micotoxinas en alimentos contaminados para consumo animal fue de fumonisinas totales (19.3%), seguida de aflatoxinas (9.25%) y zearalenona (8.4%), y por último de ocratoxina A (1.6%), mayormente en alimentos terminados (10.4%) que en materias primas (6.8%). Sin embargo, la presencia y concentración de las diferentes micotoxinas en los alimentos fue a la baja en 2015 con respecto a 2011. Las micotoxinas con mayor presencia en bovinos fueron la aflatoxina y la fumonisina totales, en aves la fumonisina total, y en cerdos zearalenona. La mayor presencia de aflatoxinas totales fue en Aguascalientes y Coahuila, la de ocratoxina A en Sonora, la de fumonisina total y zearalenona en Coahuila, Aguascalientes y Sonora. Los resultados determinaron la presencia de altas concentraciones que están por encima de los límites permisibles para consumo animal y representan un riesgo para la salud animal y humana.1.12 MBAdobe PDFThumbnail
View/Open


Items in DSpace are protected by copyright, with all rights reserved, unless otherwise indicated.